Por qué ya no vas a volver a ligar en la barra de un ba

Translating…

Ni a través de amigos ni en una discoteca

  • MARTA JUSTE

Actualizado

Un estudio de la Universidad de Stanford confirma que las parejas heterosexuales que se conocieron por internet en Estados Unidos han pasado del 2% en 1995 al 39% en 2017

ULISES CULEBRO

Los de Tam Tam Go! ya vieron claro el fenómeno en 1999 con su canciónAtrapados en la red(Te di todo mi amor @love.com, y tú me @roba-roba-robado la razón), pero seguramente no se imaginaban que 20 años después elligoteo por internet habría desbancado a la fórmula tradicional: el conocido de un conocido o un espontaneo en la discoteca.

“Es mucho más probable tener una cita online que a través de un amigo o familiar”, afirma el estudioDisintermediating your Friendspublicado el pasado mes de julio por investigadores del Departamento de Sociología de la Universidad de Stanford. “En 2009, las citas a través de amigos fueron, con mucho, la forma más común de conocerse en parejas heterosexuales, y esto había sido así en desde el final de la II Guerra Mundial.Desde 2009, sin embargo, las citas mediadas por amigos disminuyeron drásticamente, mientras que en el mundo online seguían creciendo“.

El estudio se centra exclusivamente en las parejas heterosexuales estadounidenses, pero es una buena radiografía de la situación actual a nivel global. Mientras queen 1995 solo el 2% de las parejas se habían conocido mediante internet, en 2017 esta cifra ascendía al 39%. Por su parte, la fórmula tradicionala través de amigos, la que más parejas formaba en 1995 (un 33%), ahora es menos efectiva que internet y las apps de citas, con un 20%.

Ligar sigue siendo tan fácil o difícil como antes, pero las tecnologías nos han convertido en personas más solitarias y reservadas

Carmen Sánchez, psicóloga y sexóloga

El bar y las discotecas son (o eran) otrospuntos calientespara la formación de parejas, pero el cuento ha cambiado con el auge de apps como Tinder, Grindr, Bumble, Scruff o Happn. Según los investigadores de Stanford, aunque en su encuesta se ve un aumento de las parejas que afirman haberse conocido en un bar o restaurante, se trata de personas quese conocieron en internet y posteriormente tuvieron una primera cita en persona en un bar u otro establecimiento. Si excluimos estos casos, el bar como lugar para conocerse ha caído en picado desde 1995.

“Ligar sigue siendo tan fácil o difícil como antes, como cuando lo hacíamos en una discoteca, perolas tecnologías nos han convertido en personas más solitarias y reservadas. Por eso estas aplicaciones han tenido tanto éxito, porque hay muchas personas que se sienten más cómodas detrás de la pantalla”, afirma Carme Sánchez, psicóloga y sexóloga del Instituto de Urología Serrate & Ribal.

Para Tinder, ligar sólo con gente del entorno era un obstáculo que ellos han conseguido saltar. “Estamos resolviendo el problema original:¿cómo puedo conocer gente sin depender de personas que ya conozco?Pero lo estamos haciendo para toda una nueva generación. Tinder continúa teniendo crecimiento y éxito porque estamos cubriendo una poderosa necesidad humana”, explican desde la aplicación. “Ya no sienten la presión de encajar dentro de los límites tradicionales de lo que significasalirocoquetear: están allanando su propio camino yestamos aquí para facilitarles esta aventura. Creemos que el coqueteo, las citas, el sexo y el matrimonio seguirán existiendo debido a la necesidad fundamental de amor e interacción. Pero son diferentes a lo que eran hace 50 años”.

Hacerswipe, tener unmatcho lanzar unsuper like. Tinder ha creado unnuevo vocabulario de citasque se extiende por los más de 190 países en los que está presente. Según apuntan, cada día se hacen26 millonesdematches(cuando dos personas se dan unme gustamutuamente) y en los siete años de existencia de la aplicación ha habidomás de 30.000 millones. Pero Tinder no es solo una máquina de hacer citas, también lo es de hacer dinero.

La plataforma perteneciente al grupo Match Group (propietario de otras aplicaciones como Meetic, OKCupid, Match.com…) es laapp de citas más descargada en el mundo, y también la de mayor recaudación, sin tener en cuenta juegos. En la primera mitad del año, gracias a las descargas en Google Play y la App Store, Tinder se embolsó 497 millones de dólares, un 37% más que en el mismo periodo de 2018. La facturación de la plataforma en las tiendas de apps es mayor que la de gigantes como Netflix, según la herramienta de monitorización SensorTower. Aunque es gratuita, Tinder ofrece a sus usuarios dos opciones de pago para tener acceso a más parámetros y más usuarios. Tinder Plus, por 21,99 euros mensuales o 100 euros al año, o Tinder Gold, desde 14,99 euros al mes si eres menor de 25 años. Si eres mayor, puedes llegar a pagar el doble.

Aunque los precios son elevados, los usuarios de pago no paran de crecer. “En diciembre de 2014 teníamos cero suscriptores, a día de hoy superan los cinco millones“, afirman. Son 1,5 millones más que el año pasado.

Tinder es la niña bonita de Match Group, una celestina que, según regulador bursátil japonés Nomura, en 2020 contará con más del 20% del mercado de las citas online. Este sector podría valer 12.000 millones de dólares el año que viene. Y es que ahora se prefierepagar por la elección de un algoritmoa hacer caso a la recomendación de un amigo.

Las mayores celestinas de internet

  • Tinder: una máquina de hacer citas… y dinero. Sólo en la primera mitad del año ha facturado 497 millones de dólares, un 37% más que el mismo periodo de 2018. En sus siete años de vida ha generado 30.000 millones de ‘matches’ (emparejamientos).
  • Grind: destinada principalmente al público gay, fue la pionera en las apps de contactos por geolocalización. Acaba de cumplir 10 años.
  • Bumble: Su prioridad es ofrecer una comunidad segura donde los usuarios puedan construir relaciones basadas en el respeto. Las mujeres dan el primer paso.
  • Scruff: Permite subir fotos y buscar otros miembros por ubicación e intereses compartidos. Orientada a homosexuales, bisexuales y transgénero.
  • Happn: Permite identificar a quiénes se han cruzado contigo por la calle mediante el geolocalizador del móvil e iniciar una conversación a través de un chat.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

 

Read More